Parroquias de Alcadozo y Liétor: EL SANTO DEL 29 DE DICIEMBRE

EL SANTO DEL 29 DE DICIEMBRE

SANTORAL
29 DE DICIEMBRE: 
SANTO TOMÁS BECKET
© ONDA CERO. El Santoral de Genestal
Hoy celebran su onomástica quienes tengan por santo a:
Santo Tomás Becket, o Santo Tomás de Cantorbery, San Trófimo y San Crescente
Destacamos a:
Santo Tomás Becket
Tomás Becket, fue arzobispo de Canterbury.  Nacio en el 1118. Era hijo de un empleado oficial, y en sus primeros años fue educado por los monjes del convento de Merton.
Tomás como buen diplomático había obtenido que el Papa Eugenio Tercero se hiciera muy amigo del rey de Inglaterra, Enrique II, y este en acción de gracias por tan gran favor, nombró a nuestro santo (cuando sólo tenía 36 años) como Canciller o Ministro de Relaciones Exteriores.
En el 1161 murió el Arzobispo Teobaldo, y entonces al rey le pareció que el mejor candidato para ser arzobispo de Inglaterra era Tomás Becket.
Cuando el rey empezó a insistirle en que aceptara el oficio de Arzobispo, Santo Tomás le hizo una profecía o un anuncio que se cumplió a la letra. Le dijo así: "Si acepto ser Arzobispo me sucederá que el rey que hasta ahora es mi gran amigo, se convertirá en mi gran enemigo". Enrique no creyó que fuera a suceder así, pero sí sucedió.
Y dicen que un día en uno de sus terribles estallidos de cólera, Enrique II exclamó: "No podrá haber más paz en mi reino mientras viva Becket. ¿Será que no hay nadie que sea capaz de suprimir a este clérigo que me quiere hacer la vida imposible?".
El 29 de diciembre de 1170 cuatro caballeros armados salieron para Cantorbery. Se le avisó al arzobispo, pero él permaneció en su puesto: “El miedo a la muerte no puede hacernos perder de vista la justicia”
Cuántos quebraderos de cabeza ha traído a lo largo de la historia la justicia ¿verdad?
Lo dijo Pascal
“La justicia sobre la fuerza, es la impotencia, la fuerza sin justicia es tiranía. “