Parroquias de Alcadozo y Liétor: SÓLO 1 MINUTO, DOMINGO

SÓLO 1 MINUTO, DOMINGO

LA PARÁBOLA DE LA VERDAD

Era un viejo rabino judío, célebre por su sabiduría. Todos lo admiraban por su ingenio.

Uno le preguntó un día por qué siempre que hablaba lo hacía con parábolas o contando alguna historia. Y le respondió con una historia, la historia de la Verdad.

La Verdad, dijo, paseaba entre los hombres, siempre sin adornos, siempre desnuda. Todos volvían su cara para no verla ni recibirla, decían que por vergüenza; pero era, sin duda, por miedo. Al verse tan rechazada, indeseada y temida, se llenó de tristeza y desánimo.

Y, estando así, se encontró con la Parábola, alegre ella y vestida de muchos colores.

“¿Cómo estás tan triste y desolada”, dice la Parábola a la Verdad?

“Es que estoy tan vieja y tan fea – le responde la Verdad – que los hombres escapan de mí”

“¡Qué tonterías! – dijo riéndose la Parábola – no es por eso por lo que te huyen. Mira, ponte estos adornos, ya verás cómo te siguen y cómo te tratan”.

Efectivamente ¡las cosas le fueron de maravilla!


“Es que, terminó el rabino, los hombres no quieren la verdad desnuda, sino disfrazada”.


















































No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu opinión.