Parroquias de Alcadozo y Liétor: LOS COMIENZOS DE MAYO