Parroquias de Alcadozo y Liétor: PARROQUIAS DE ALCADOZO Y LIETOR. EL EVANGELIO DEL LUNES 30 DE JULIO. SEMANA 17 DEL TIEMPO ORDINARIO.

PARROQUIAS DE ALCADOZO Y LIETOR. EL EVANGELIO DEL LUNES 30 DE JULIO. SEMANA 17 DEL TIEMPO ORDINARIO.



EVANGELIO

En aquel tiempo, Jesús propuso otra- parábola a la gente:
-«El reino de los cielos se parece a un grano de mostaza que uno siembra en su huerta; aunque es la más pequeña de las semillas, cuando crece es más alta que las hortalizas; se hace un arbusto más alto que las hortalizas, y vienen los pájaros a anidar en sus ramas.»
Les dijo otra parábola:
-«El reino de los cielos se parece a la levadura; una mujer la amasa con tres medidas de harina, y basta para que todo fermente.»

Jesús expuso todo esto a la gente en parábolas y sin parábolas no les exponía nada.


Mateo 13,    31-35
COMENTARIO

Los que seguís la línea de este comentario evangélico sabéis de mi distancia critica en relación con los "testimonios" que últimamente se han puesto de moda en las "estrategias" de anuncio de la palabra.

Los que por naturaleza somos sosos (esa es nuestra fragilidad), nunca podremos ser "testigos" sobresalientes de nada. Ea! tenemos un déficit carismático que en, ocasiones, nos coloca fuera de juego.

Evangelios como el de hoy, a los que somos así, nos reconcilian con la acción evangelizadora. La "mostaza" y la "levadura" son anti-testigos del reino. Son "testigos" porque el proyecto acaba bien; pero son "anti", porque las apariencias y los comienzos "pintan mal".

Entre medias del "anti" y del "testimonio" está el paciente tiempo de crecimiento, generalmente coronado de silencio, que permite hacer(se).

Yo tengo para mí que el reino de Dios en el que cada uno va "haciéndose persona al aire del Nazareno" tiene poco de bestsellery mucho de lento caminar por una vida más tiempo sinuosaque recta.

Aconsejo la lectura de la Subida al Monte Carmelo de Juan de la Cruz, donde maravillosamente distingue los caminos de destellos humanos y/o divinos, de los caminos trazados a base lucidez confiada y encarnada en las sendas estrechas.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

Gracias por tu opinión.